MUJERCITAS (Little women)

Mujercitas

De:
Greta Gerwig
(2019)

con:
Saoirse Ronan, Emma Watson, Florence Pugh, Eliza Scanlen, Laura Dern, Timothée Chalamet, Meryl Streep y Louis Garrel.

Mujercitas (1)

Porque llevaba meses deseando verla y se ha convertido en una de mis películas del año.

Porque es una joya inolvidable y atemporal.

Porque es película luminosa, vibrante, emocionante, divertida, reflexiva y lúcida.

Por cómo la adaptación resulta muy moderna pese a ser totalmente clásica.

Porque es fiel a la novela, pero aporta un punto de vista rompedor con la ruptura de la estructura temporal.

Por ese juego entre montaje e historia, todo un guiño al espectador.

Porque Greta Gerwig es una directora y guionista brillante.

Porque se nota su pulso narrativo y su visión feminista.

Por ese tramo final tan inspirado.

Porque soy fan absoluto de las hermanas March.

Por una impresionante Saoirse Ronan que se mimetiza totalmente con Jo y la hace inolvidable.

Por esa emoción al verla correr al inicio, entre sombreros de copa.

Porque para escribir hace falta pasión y Jo es el mejor ejemplo de ello.

Porque Florence Pugh es de otro planeta.

Porque lo que hace con su Amy y ese salto de la infancia a la juventud merece todos los premios del mundo.

Porque Emma Watson está muy correcta y no entiendo tanta crítica negativa hacia su interpretación.

Porque Eliza Scanlen va a ser un descubrimiento para muchos.

Porque Timothée Chalamet es el perfecto Laurie.

Por verle en pantalla junto a otro de mis amores platónicos del cine: Louis Garrel.

Por Laura Dern y Meryl Streep, siempre. Hagan lo que hagan.

Porque el plano de Chris Cooper en la escalera mientras Beth toca el piano me ha roto el corazón.

Por esa fotografía fascinante.

Porque hay planos en los que me quedaría a vivir para siempre.

Por la preciosa banda sonora de Alexandre Desplat.

Por los bailes, las flores, las representaciones, las risas.

Por el paso del tiempo.

Por madurar.

Porque es un canto a la vida, el arte,

Por las mujeres fuertes, trabajadoras, con voz propia.

Porque no hay que escribir sobre cosas importantes, si no que al escribir sobre algo le estamos dando la importancia que merece.

Por todo eso y más.

BRITTANY RUNS A MARATHON

Brittany runs a marathon

De:
Paul Downs Colaizzo
(2019)

con:
Jillian Bell, Micah Stock, Michaela Watkins, Utkarsh Ambudkar, Alice Lee y Patch Darragh.

Brittany Runs A Marathon

Porque es todo una sorpresa.

Porque es divertida, conmovedora, emotiva, inteligente, cruda.

Por cómo mezcla la comedia romántica y el drama de superación.

Por ese guión tan preciso.

Porque rompe todos los estereotipos.

Porque es facilísimo sentirse identificado.

Por cómo habla de temas como el sobrepeso, el autoestima, las relaciones, la superación o la familia sin caer en el tópico ni ser condescendiente.

Por esos diálogos chispeantes.

Porque está lleno de momentos geniales.

Porque es imposible no adorar a Brittany.

Por cómo evoluciona el personaje.

Porque en algún momento de nuestra vida todos hemos sentido lo mismo que ella.

Por la impresionante interpretación de Jillian Bell.

Por Seth y Catherine, esos entrañables compañeros de entrenamiento.

Por el divertido y adorable Jern.

Porque es imposible no enamorarse un poco de él.

Por sentirse un pequeño brontosaurio al comer ensalada.

Por esa tronchante escena de la entrevista de trabajo para ser niñera.

Por Nueva York.

Porque para empezar cualquier cosa hay que dar el primer paso.

Por aprender de los errores y tomar las riendas de la vida.

Porque todos necesitamos un impulso para aprender a querernos a nosotros mismos.

Porque es una inyección de vitalidad.

Porque si no lloras con el final es que eres de piedra.

Porque al terminar de verla entran ganas de calzarse unas deportivas y lanzarse a la calle a correr.

Porque está inspirada en la historia real de una amiga del director.

Porque ganó el Premio del público en el Festival de Sundance.

Por todo eso y más.

DÍA DE LLUVIA EN NUEVA YORK (A rainy day in New York)

Dia de lluvia en Nueva York

De:
Woody Allen
(2019)

con: 
Timothée Chalamet, Elle Fanning, Selena Gomez, Jude Law, Diego Luna y Liev Schreiber.

WA17_09.20_0135.RAF

Porque tenía muchas ganas de verla.

Porque se disfruta con una sonrisa en la cara de principio a fin.

Porque es la película ideal para una tarde de otoño.

Porque reencontrarse con el cine de Woody Allen siempre es un regalo.

Porque sigue en plena forma.

Porque consigue que lo difícil parezca fácil.

Porque maneja la comedia como nadie.

Por el guión, lleno de gas y giros divertidísimos.

Por los estupendos diálogos, tan marca de la casa.

Porque es una comedia romántica elegante, encantadora y deliciosa.

Por un reparto impresionante.

Porque demuestra que la nueva generación de jóvenes intérpretes viene pisando fuerte.

Porque soy fan absoluto de Timothée Chalamet.

Porque su Gatsby es oro puro.

Por las secuencias en las que canta.

Por la genial conversación con su madre.

Por una Elle Fanning brillante.

Porque probablemente sea lo mejor de la película.

Porque pasa con una naturalidad pasmosa de ser culta a tontita a inexperta a inocente a atrevida.

Porque Selena Gomez sorprende y enamora.

Por perderse en las entrañas del cine junto a Jude Law, Liev Schreiber y Diego Luna.

Por la preciosa banda sonora.

Por una dirección de fotografía mágica.

Por volver por hora y media a Nueva York.

Por pasear por el MET.

Por los paraguas transparentes.

Por los Martinis en los piano bar.

Por las crisis existenciales.

Por las risas que sacan de quicio.

Por ese final en el reloj.

Por el otoño y la lluvia.

Por la melancolía que desprende.

Por todo eso y más.

EL INCREÍBLE FINDE MENGUANTE

Finde menguante

De:
Jon Mikel Caballero
(2019)

con:
Iria Del Río, Adam Quintero, Nadia De Santiago, Jimmy Castro, Irene Ruiz, Adrián Expósito y Luís Tosar.

Finde menguante (1)

Porque es una apuesta original y fresca.

Porque atrapa de principio a fin.

Porque es ciencia ficción, comedia romántica, drama y retrato generacional.

Por un guión lleno de capas, guiños y homenajes.

Porque refleja a la perfección el limbo emocional y laboral que viven muchos treintañeros hoy en día.

Porque logra mantener la atención del espectador en un bucle sin fin.

Por cómo está dirigida.

Porque es la ópera prima de Jon Mikel Caballero, un director que va a dar mucho que hablar en el futuro.

Porque Iria Del Río brilla.

Por su naturalidad en un abanico interpretativo que toca drama, comedia, terror, romance… y muchas carreras por el bosque.

Porque carga con todo el peso de la película.

Porque sería una alegría que estuvieran nominados al Goya a Actriz Revelación y Dirección Novel.

Porque siempre es genial ver a Nadia De Santiago y Adam Quintero en pantalla grande.

Por la voz de Luís Tosar.

Por la cuidada dirección de fotografía de Tânia da Fonseca.

Porque tiene planos para enmarcar.

Por las preciosas secuencias en la naturaleza y el río en ruinas.

Por la banda sonora de Luis Hernaiz.

Por todas las canciones indies que la completan.

Por cómo se emplean los efectos de sonido para potenciar las acciones y sensaciones.

Por el montaje, una de las claves de la película.

Por esa acertada y claustrofóbica decisión de ir encogiendo el ancho de la pantalla poco a poco.

Por el paso del tiempo.

Por volver a los lugares de infancia.

Por los amigos.

Porque cada uno tiene su ritmo.

Por madurar.

Por el futuro.

Por todo eso y más.

120 PULSACIONES POR MINUTO (120 battements par minute)

120 pulsaciones

De:
Robin Campillo
(2017)

con:
Nahuel Pérez Biscayart, Arnaud Valois, Adéle Haenel y Antoine Reinartz.

120 pulsaciones (1)

Porque me dejó KO en la butaca.

Porque es vibrante, potente, luminosa y dura.

Porque emociona y conmueve.

Porque se te mete dentro para siempre.

Por el amor, el miedo, la lucha, la muerte.

Por el guión.

Por como se mueve en esa fina línea entre la ficción y el documental.

Por el ritmo pausado que es un deleite.

Porque tiene un reparto muy acertado y entregado.

Por la vitalidad y fuerza de Sean.

Porque siempre es un placer ver actuar a Nahuel Pérez Biscayart.

Porque es imposible no caer rendido a los pies de Nathan.

Por descubrir a Arnaud Valois.

Por esa preciosa historia de amor.

Porque refleja a la perfección el nacimiento de Act Up.

Porque da visibilidad al VIH y al Sida.

Porque conciencia y lucha para desestigmatizarlo.

Porque demuestra que la educación es la mejor herramienta para la prevención.

Porque es tremendamente política.

Porque es muy crítica con la sociedad, las instituciones, las farmacéuticas e incluso las asociaciones donde no es oro todo lo que reluce.

Porque hay momentos en que la única salida es unirse y actuar.

Por la potencia de sus imágenes.

Por cómo están rodadas las secuencias de la discoteca.

Por las impresionantes asambleas y cómo te hacen sentir parte de ellas.

Por la banda sonora.

Por ese final tan brutal.

Por teñir el Sena de rojo.

Porque cada latido, cada gesto, cada vida cuenta.

Por todo eso y más.